La ropa y el calzado: consejos prácticos para la tercera edad

Como bien sabemos, la tercera edad es más sensible y requiere de un mayor cuidado personal. Así pues, nuestra forma de vestir también es importante, puesto que una ropa o calzado inadecuados pueden traernos problemas. A continuación expondremos algunos consejos para saber cómo vestirnos con total comodidad y sin correr riesgos.

¿Qué beneficios tiene vestir adecuadamente?

Nuestra forma de vestir influye en nosotros más de lo que a menudo creemos. La ropa tiende a convertirse en una parte de nuestra identidad y su influencia va más allá de la simple cuestión estética, afectando también a nuestra autoestima y nuestra vida cotidiana. En este aspecto es muy importante llevar ropa cómoda, pues sabemos que si nuestra vestimenta y calzado son incómodos afectarán a nuestro día: estaremos más preocupados de nuestra incomodidad y nuestras capacidades para realizar tareas (e incluso nuestro humor) podrían verse afectadas

Lee también: Móviles y smartphones para mayores

También son importantes los factores climáticos para nuestro confort, por lo que debemos elegir la ropa más adecuada para cada momento: saber estar abrigados en invierno y mantenernos frescos en épocas más calurosas, siempre manteniendo un equilibrio entre la temperatura y la ropa que llevamos.

¿Cómo saber qué ropa y calzado son los más adecuados para nosotros?

Aunque cada uno de nosotros es diferente, sí existen algunas características en la ropa que son comunes y recomendables para todas las personas de la tercera edad.

Hay que tener en cuenta los materiales de fabricación de la ropa: existen materiales que se adaptan mejor y nos resultan más cómodos, mientras que otros pueden resultar molestos o incluso ser perjudiciales para nuestra salud (muchas personas padecen alergias por contacto con ciertos materiales sintéticos). El material más recomendable es el algodón, puesto que es un material que absorbe perfectamente el sudor y líquidos corporales, al mismo tiempo que conserva una estabilidad de temperatura que resultará de lo más adecuada para nuestro cuerpo en comparación con otros materiales. Además, el algodón es un material 100 % natural y evitaremos problemas de reacciones alérgicas en nuestra piel.

Lo mejor es utilizar ropa que permita moverse con libertad: debemos evitar la ropa incómoda y ajustada, puesto que este tipo de prendas dificulta la circulación de la sangre y su uso prolongado puede favorecer la aparición de determinados problemas de salud como edemas o problemas en articulaciones. Lo mejor es siempre elegir una vestimenta que favorezca nuestro cuidado personal y, en este sentido, lo más recomendable es la ropa holgada, debido a que nos evita lo anteriormente mencionado y también favorece la circulación de aire y ventilación.

La importancia del calzado

El calzado es también de vital importancia y en la tercera edad debemos asegurarnos de que cumpla ciertos requisitos. Un buen calzado mejorará considerablemente nuestra calidad de vida y evitará la aparición de determinados problemas podológicos.

Es fundamental saber elegir el calzado correcto para nuestros pies y teniendo en cuenta nuestras deformaciones. Si a menudo tenemos algún tipo de problema en los pies quizás sea recomendable adquirir zapatos ortopédicos que se adapten especialmente a nuestras necesidades.

Debemos evitar que al caminar nuestro pie salga del calzado, por lo que debemos utilizar calzado cerrado por la parte trasera. También es importante no calzar zapatos con suelas que no se adhieran correctamente al suelo, es recomendable adquirir calzado con suela de goma, puesto que pueden ahorrarnos caídas.

Los zapatos terminados en punta pueden generar molestias y problemas en nuestros pies, por lo que debemos evitarlos. Por supuesto, se desaconseja completamente utilizar zapatos de tacón en el caso de las mujeres. Como hemos visto, vestir y calzar adecuadamente puede ser muy beneficioso para nosotros y, siguiendo estos sencillos consejos nos ahorraremos muchos problemas y disgustos.

La ropa y el calzado: consejos prácticos para la tercera edad
5 (100%) 1 vote

Te podría interesar